Opinión

¿KENJI PRESIDENTE DEL CONGRESO?

Por César Alfredo Vignolo
Periodista

Que anecdótica es la vida, el hijo de Alberto Fujimori, quien en un domingo 5 de abril de 1992 al promediar las 8:00 p.m. quebró el Estado de Derecho y “disolvió” la Cámara de Diputados y Senadores e instauró el Congreso Constituyente “Democrático”, analiza presentarse a las elecciones de la nueva Mesa Directiva del Parlamento Nacional.

Kenji Fujimori pretende -si lo dejan- competir en las “elecciones internas” con Cecilia Chacón, quien es la postulante favorita de su hermana Keiko y de la dirigencia y bancada de Fuerza Popular.

Kenji viene sosteniendo serias discrepancias con su propia bancada y tiene un respaldo de 30 congresistas, menos de la mitad de la agrupación parlamentaria naranjita.

La legisladora de Fuerza Popular, Patricia Donayre respaldó la eventual postulación de Kenji, afirmando que “la gobernabilidad del país pasa por el equilibrio entre los poderes [del Estado]. El presidente del Congreso debe garantizarla. Mi respaldo para Kenji Fujimori para presidente”. A esta parlamentaria el partido fujimorista le abrió proceso disciplinario por el “impasse” que tuvo con su colega Miguel Torres a raíz de la reforma electoral.

El parlamentario fujimorista Marvin Palma, quien integró con Kenji la comisión de instalación del Congreso del año pasado, sostuvo que este tiene la capacidad para dirigir el Congreso. “Es un congresista que tiene las cualidades, lo demostró en la junta de instalación. Y ha demostrado que recorre el país. Una vez en el tiempo de la emergencia fue a Lambayeque, región que yo representó, pudimos ayudar a los damnificados, él tiene un alto grado de sensibilidad”, dijo.

La congresista Yesenia Ponce también indicó que Kenji, a quien calificó de “un buen político”, lanza su precandidatura a la presidencia del Congreso, ella le daría su voto. “Todos están en la capacidad, por más que tenga uno que otro parlamentario más años. La vocación del servicio y de poder hacer el trabajo está para todos”, comentó.

Por su parte, el congresista Héctor Becerril indicó que en Fuerza Popular no solo hay una corriente a favor de la candidatura de Kenji a la presidencia del Congreso, sino dos más, una que propone a Cecilia Chacón y otra a Miguel Torres, titulares de las comisiones de Presupuesto y de Constitución.

“Hay una corriente que propone a Cecilia Chacón y otra a Miguel Torres, eso es la democracia en nuestra bancada de Fuerza Popular. El día que se ve en el pleno sea quien sea nuestro candidato, todos, los 72 parlamentarios, vamos a votar unidos como siempre lo hemos hecho”, de acuerdo a lo que ordene su guía y mentora, la sonriente Keiko.

Becerril, sostuvo que los tuits con los que Kenji criticó a su propia bancada no le restan méritos para dirigir el Parlamento Nacional. “Una cosa no tiene nada que ver con la otra, he criticado como Kenji ventila temas que se deben ver en la interna mediante tuit, espero que él haya aprendido y no cometa esos errores”.

La encuesta de Gfk sostiene que el 21 por ciento de los peruanos considera que Kenji podría suceder a Luz Salgado en la Presidencia del Congreso, generó diversos comentarios entre los miembros de Fuerza Popular.

Como lo sostuve, tiempo atrás, hasta el momento, la carta del fujimorismo para la presidencia del Congreso, es del ala dura, la “disciplinaria” Cecilia Chacón, quien, según la encuesta cuenta con el 13 por ciento del respaldo de los ciudadanos.

La congresista “naranjita” Úrsula Letona manifestó que Kenji, le ha indicado que no tiene interés de presidir el Parlamento. Sin embargo, consideró que si ha cambiado de opinión tendrá que someterse a un proceso interno, en buen romance un saludo a la bandera, ante las decisiones dictatoriales de Keiko.

“Respecto de la bancada estamos considerando la experiencia, Kenji ya tiene aquí un periodo, y otros elementos como la empatía con el grupo, la capacidad de crear consensos y otros elementos que pesan al momento de elegir”, mencionó.

El fujimorista Carlos Tubino prefirió no adelantar una posición al respecto. “Yo no puedo decir si daría el voto o no porque yo soy una persona disciplinada y se verá internamente dentro del partido” afirmó, en castellano, lo que decida Keiko, como es militar o mejor dicho, exmarino, él sólo acata órdenes, no piensa, cree que el Congreso aún es una base militar.

Sin embargo, manifestó su rechazo a los últimos mensajes, vía Twitter, de Kenji. “Lo que sí no me ha gustado de Kenji es cómo ha venido actuando últimamente con relación al partido”, afirmó y señaló que los “tuits y todas esas cosas que ha venido sacando y atacando internamente al partido no es positivo”.

Cabe precisar que Kenji calificó de “coliseo de la República” al Congreso, dominado por su partido Fuerza Popular.

Kenji publicó su mensaje después de que el fujimorismo, que ocupa 72 de los 130 escaños del Parlamento Nacional, decidió citar al ministro de Economía, Alfredo Thorne, para que dé explicaciones tras la filtración de un audio en el que aborda con el contralor de la República, Edgar Alarcón, el caso de las presuntas irregularidades en el contrato para la construcción del nuevo aeropuerto del Cuzco.

“Aprovechando el tiempo mientras se ponen de acuerdo en el Coliseo de la República. La historia de siempre: ¿A quién se comerán los ‘leones’?”, ironizó Kenji en un mensaje en su cuenta en Twitter.

El hijo menor de Fujimori, quien fue el candidato con mayor votación en los comicios generales de abril del año 2016, acompañó su mensaje con una imagen de la portada y una página subrayada del libro “Los asesinos del emperador”, del español Santiago Posteguillo.

Cuando se conoció la aprobación del pedido del fujimorismo para la presencia de Thorne, Kenji publicó un primer mensaje en el que alertó que este tema no debería estar influenciado por un supuesto “lobby” a favor de las empresas de lácteos cuando el Congreso va a debatir un proyecto para un mejor control de sus productos.

Y a inicios de esta semana, Kenji, pidió bajar el ruido político entre el Gobierno y la oposición y reiteró su propuesta de retornar a la bicameralidad, hecho que su padre pateó, desapareciendo la Cámara de Diputados y Senadores.

“En ese sentido, entonces, hay que trabajar para regresar en el 2021 a la bicameralidad y fortalecer la institucionalidad para devolverle al Perú la seguridad jurídica que merece”, algo que su padre no hizo con el apoyo de la cúpula militar.

Artículos relacionados

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Close