Noticias

DECANO DE COLEGIO DE PERIODISTAS ACUSADO DE CAUSAR LESIONES A MENOR

Conducir de manera imprudente llevó a que el decano del Colegio de Periodistas de Lima, Max Obregón, cause considerable daño físico a una chiquilla. Por ello, el Poder Judicial lo condenó a mil soles de reparación civil, y se reservó el fallo condenatorio por 12 meses, con la condición de una buena conducta.

Así lo indica la Resolución 6 del 1er. Juzgado de Paz Letrado de Tránsito de Lima, a cargo de Manuel Vílchez Jiménez, dictada hace unos meses, por “faltas contra la persona- lesiones culposas” contra el comunicador.

El hecho se remonta a febrero del 2015, cuando la Comisaría de San Borja reportó el choque entre los vehículos de placa BOQ-000 –conducido por Obregón- y el D3X-144 –manejado por el taxista Silvio Durand García. Esto sucedía el día 16 de ese mes, alrededor de las 2:30 de la tardem en el cruce de las avenidas Javier Prado y Guardia Civil.

Investigación determinó falta del profesional

La menor Juana A.A. iba con su padre en la parte posterior del segundo vehículo, y sufrió “excresis de cuerpos extraños (esquirlas de vidrios)”, lo cual mereció “atención facultativa 4 días e incapacidad médico legal 14 días, salvo complicaciones”, como se refiere en el análisis clínico.

Para llegar a la verdad fueron necesarios un peritaje de constatación de daños y el testimonio de Luis Alberto Chávez Palacios, inspector de tránsito de San Borja. Él señaló que Durand iba por el carril derecho de Guardia Civil y Obregón por el izquierdo de Javier Prado, y que este último no respetó la prioridad del primero para el pase.

Esto fue constatado con el peritaje, donde se detectó que el taxi había sufrido un impacto muy fuerte, producto de la mayor fuerza con que entró el vehículo del periodista. “Lo que permite inferir, sin duda alguna, que el vehículo conducido por este último iba a una velocidad no habitual”, indica la resolución judicial.

Resolución judicial se basa en peritaje y testimonio

Ante ello, el juez Vílchez aplicó los artículos 62 y 441 del Código Penal, permitiéndose la reserva del fallo durante 12 meses, así como ordenar 1,000 soles de reparación civil a la familia de la menor, vía pago en el Banco de la Nación.

“No hay sentencia. Es reserva del fallo por tratarse de un accidente”, señaló Obregón ante la consulta de MANIFIESTO. Sin duda, nadie está libre de cometer este tipo de actos, por lo cual debemos ser cuidadosos, especialmente cuando conduzcamos.

Artículos relacionados

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Close