PODER JUDICIAL IMPIDE QUE CÁNEPA VUELVA A SER ÁRBITRO

Excongresista del PPC delatado por Barata tenía de abogados a Lourdes Flores y a Alberto Borea para defender su “dignidad” y pedía que lo repongan en puesto donde Odebrecht le daba dinero

A pesar de los fuertes indicios que lo vinculan a obras corruptas de Odebrecht, Horacio Cánepa había puesto una acción de amparo para ser repuesto en el Centro de Arbitraje de la Pontificia Universidad Católica del Perú, la cual ha sido rechazada.

El Noveno Juzgado Constitucional de la Corte Superior de Justicia de Lima declaró improcedente la demanda contra los miembros de la Corte de Arbitraje, por presunta violación de sus derechos laborales, cuando no fue ratificado en la nómina de árbitros de dicha institución.

Esto había empezado en el 2015, cuando Cánepa reclamó administrativamente, peroalser rechazado, contrató los servicios de Lourdes Flores Cano y Alberto Borea, vinculados directamente e indirectamente con pagos del caso Lava Jato.

IIRSA Norte, una de las obras de Odebrecht

Los sustentos del polémico excongresista del Partido Popular Cristiano eran que no había tenido ninguna queja formal en 14 años como árbitro, y que había sido absuelto por la Corte Suprema cuando se le involucró en el “Huanucazo” –fraude electoral de 1995,entre otros.

El juzgado consideró que no se había violado ningún derecho constitucional de Cánepa, ya que se habían agotado todas las instancias administrativas para retirarlo, y evaluar sus pedidos de reconsideración.

Con el voto de este sujeto, Odebrecht ganó 16 arbitrajes de 19, por los cuales el Estado peruano tuvo que pagar más de 500 millones de soles a los brasileros. Según fuentes del Ministerio Público, ahora se ha acogido a la colaboración eficaz, en el caso de aportes a la campaña de Lourdes Flores Nano en el 2006.

Artículos relacionados

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Close